Interfaces de programación de aplicaciones (API) de pago: definición, tipos y ventajas para las empresas

Payments
Payments

Acepta pagos por Internet y en persona desde cualquier rincón del mundo con una solución de pagos diseñada para todo tipo de negocios, desde startups en crecimiento hasta grandes empresas internacionales.

Más información 
  1. Introducción
  2. ¿Qué es una API?
  3. ¿Qué es una API de pago?
  4. Tipos de API de pago
  5. ¿Cómo funcionan las API de pago?
  6. Ventajas de utilizar las API de pago
    1. API de pago de Stripe

Las API de pago están cambiando la forma en que las empresas gestionan las transacciones de los clientes. Las empresas que adoptan las API de pago aumentan significativamente la velocidad de las transacciones y reducen los errores en el procesamiento de los pagos. Según un estudio reciente de McKinsey, un tercio de las empresas que implementan las API de pago preveía registrar un aumento del 10 % de los ingresos.

Cada vez más empresas optan por operar por Internet, por lo que proteger la información financiera confidencial se ha convertido en una gran preocupación. Las API de pago ofrecen funciones de seguridad eficaces y ayudan a las empresas a mantener los estándares necesarios de cumplimiento de la normativa, lo que permite mitigar el riesgo de que se produzcan filtraciones de datos. Además, gracias al entorno repleto de funciones que estas API ofrecen, las empresas disponen de mayor flexibilidad y control en los procesos de pago, por lo que pueden ofrecer diferentes métodos de pago y gestionar situaciones de pago complejas.

Es evidente por qué las empresas recurren a las API de pago, que ofrecen grandes ventajas. A continuación te explicamos las funciones principales de las API de pago, su funcionamiento y el mejor uso que las empresas pueden hacer de estas herramientas para mejorar sus funcionalidades de gestión de las transacciones.

¿De qué trata este artículo?

  • ¿Qué es una API?
  • ¿Qué es una API de pago?
  • Tipos de API de pago
  • ¿Cómo funcionan las API de pago?
  • Ventajas de utilizar las API de pago

¿Qué es una API?

«API» son las siglas en inglés de «interfaz de programación de aplicaciones», y se trata de un conjunto de reglas y protocolos para crear aplicaciones de software e interactuar con ellas. Las API son una parte integral del desarrollo de software de hoy en día y se usan de forma generalizada en los sistemas distribuidos, los servicios web y la informática en la nube.

Las API definen los métodos y los formatos de datos que los componentes de software usan para comunicarse entre sí. Sirven como un tipo de contrato entre diferentes componentes de software, que establecen la forma en que estos interactúan. Las API no solo permiten que diferentes sistemas de software se comuniquen entre sí, sino que permite a los programadores utilizarlas para acceder a las funciones de otros componentes de software. Por ejemplo, una aplicación meteorológica puede usar una API del proveedor de servicios meteorológicos para los datos climáticos actuales.

Hay diferentes tipos de API, como las API web, las API de sistema operativo y las API basadas en bibliotecas, entre otras. Cuando se habla de las API, normalmente se trata de las API web, que se basan en el lenguaje HTTP y pueden devolver datos en formatos como JSON o XML. Las API web ofrecen la interfaz entre diferentes servicios y aplicaciones web, lo que les permite comunicarse entre sí a través de Internet.

¿Qué es una API de pago?

Una API de pago es un tipo específico de API que permite a las aplicaciones de software procesar pagos. Estas API permiten a las aplicaciones interactuar de forma segura y fiable con un servicio de procesamiento de pagos, lo que permite realizar acciones como las siguientes:

  • Procesamiento de pagos
    Una aplicación puede usar una API de pago para enviar los detalles de los pagos, como los datos de la tarjeta de crédito y el importe de la transacción, a una pasarela de pagos o a un servicio de procesamiento de tarjetas de crédito.

  • Almacenamiento de los detalles de pago
    Algunas API de pago permiten a una aplicación almacenar los detalles de pago para futuras transacciones. Así es como servicios tipo Amazon o Netflix recuerdan los datos de tu tarjeta de crédito y te permiten efectuar pagos en un clic.

  • Transacciones de reembolsos
    Si un cliente quiere un reembolso, la aplicación puede usar la API de pago para anular la transacción.

  • Gestión de suscripciones y pagos recurrentes
    Las empresas pueden usar API de pago para configurar y gestionar pagos recurrentes para servicios como las suscripciones.

  • Verificación de pagos
    Las API de pago pueden verificar si una transacción se ha realizado correctamente o no.

Normalmente, las API de pago están diseñadas con medidas de seguridad sólidas para proteger datos confidenciales como los números de las tarjetas de crédito. Por ejemplo, pueden utilizar técnicas como la tokenización, en la que los datos confidenciales se reemplazan por un equivalente no confidencial, denominado «token», que no tiene ningún valor o significado extrínsecos o aprovechables.

Tipos de API de pago

Hay varios tipos de API de pago, que suelen clasificarse según sus funciones específicas. A continuación te indicamos algunos ejemplos:

  • API de transacción
    Se utilizan para efectuar transacciones de pago y admiten funciones como iniciar, reembolsar o cancelar pagos.

  • API de suscripción
    Estas API se usan para gestionar pagos recurrentes, que son una parte importante de las suscripciones. Permiten a las empresas facturar a los clientes automáticamente y a intervalos regulares.

  • API de tokenización
    Estas API permiten almacenar la información de pago de forma segura. Reemplazan los datos de pago confidenciales, como los números de las tarjetas de crédito, por un equivalente no confidencial, denominado «token».

  • API de transferencia
    Estas API se usan para enviar pagos a cuentas de particulares. Los marketplaces o las plataformas suelen utilizar estas API para enviar pagos a los vendedores o proveedores de servicios.

  • API de autorización previa
    Estas API permiten retener fondos temporalmente en la tarjeta de un cliente. Esto puede ser útil en situaciones en las que una empresa necesita verificar la capacidad de pago de un cliente antes de prestarle un servicio o de enviarle un producto.

  • API de datos y elaboración de informes
    Estas API ofrecen acceso a análisis y datos detallados sobre las transacciones de pago, lo que puede ser útil para comprender las tendencias, supervisar el rendimiento y tomar decisiones empresariales fundamentadas.

Los diferentes proveedores de servicios de pago ofrecen distintos conjuntos de API, y sus funciones específicas pueden variar. Stripe, por ejemplo, ofrece API que los desarrolladores pueden integrar en sus aplicaciones para gestionar las transacciones de pago. Más adelante hablaremos sobre las funcionalidades de las API de Stripe.

¿Cómo funcionan las API de pago?

Las API de pago actúan como un puente entre la aplicación de la empresa y la pasarela de pagos, lo que permite a las empresas gestionar una serie de operaciones de pago con eficacia y seguridad. Las funciones exactas de una API de pago pueden variar según la finalidad para la que se utilice. Aquí tienes un resumen de cómo funcionan:

  • Inicio de la transacción: el proceso empieza cuando un cliente decide efectuar una compra. El cliente introduce su información de pago, como los datos de la tarjeta de crédito, en tu aplicación, que podría ser un sitio web, una aplicación móvil u otra plataforma. Esta información se transmite a tu servidor de forma segura.

  • Solicitud a la API: tu servidor, que se ha integrado con una API de pago, envía una solicitud POST HTTPS segura a la API de la pasarela de pagos. La solicitud incluye los detalles necesarios de la transacción, como el método de pago, los datos de la tarjeta y el importe de la transacción.

  • Procesamiento de pagos: una vez recibida la solicitud, la pasarela de pagos la procesa, lo que conlleva interactuar con varias entidades, como las redes de tarjetas y los bancos emisores, para validar los detalles de la transacción, buscar posible fraude y ejecutar la transacción. Después de gestionar esta compleja interacción, la pasarela de pagos envía una respuesta sencilla a tu servidor.

  • Respuesta de la API: la respuesta de la API de pago a tu servidor incluye detalles como si la transacción se ha aprobado o rechazado, un identificador de la transacción y otra información pertinente. Si el pago se efectúa correctamente, la pasarela de pagos también garantiza que el importe de la transacción se transfiera del banco del cliente a la cuenta del comerciante.

  • Confirmación de la transacción: una vez recibida la respuesta de la pasarela de pagos, tu servidor la procesa. Si la transacción se efectúa correctamente, tu aplicación suele actualizar sus propios registros para reflejar la compra y envía una confirmación al cliente.

Además de ayudar en las transacciones particulares, las API de pago ofrecen varias funciones adicionales:

  • Tokenización
    Para mejorar la seguridad, muchas API de pago ofrecen una función de tokenización con la que reemplazan los datos de pago confidenciales (como los números de las tarjetas de crédito) por un identificador único o token. Esto reduce significativamente el riesgo asociado con el almacenamiento de los datos confidenciales de los clientes.

  • Suscripciones y pagos recurrentes
    Para las empresas con un modelo de facturación recurrente, las API de pago automatizan este proceso. Almacenan de forma segura la información de pago del cliente y procesan los cargos en los intervalos establecidos.

  • Reembolsos y disputas
    Las API de pago ofrecen a las empresas una forma eficaz de gestionar los reembolsos y las disputas con una intervención manual mínima.

  • Elaboración de informes y análisis
    Las API de pago ofrecen a las empresas análisis y datos de las transacciones, lo que les permite contar con información sobre las tendencias de venta, las transacciones fallidas y correctas, y las tasas de disputas.

  • Transferencias
    Las API de pago pueden permitir a las empresas que operan en marketplaces o plataformas enviar pagos a las cuentas bancarias de otros usuarios.

Ventajas de utilizar las API de pago

Las API de pago son una herramienta importante para las empresas, sobre todo para las que efectúan transacciones en línea, ya que agilizan las operaciones, refuerzan las medidas de seguridad y ofrecen mayor flexibilidad. Vamos a analizar estas ventajas:

  • Seguridad y cumplimiento de la normativa
    Las API de pago refuerzan la seguridad de tus transacciones. Estas API utilizan métodos de cifrado seguro para proteger los datos y mantener el cumplimiento los estándares de seguridad de datos de la normativa PCI (PCI DSS), lo que reduce el posible riesgo de filtraciones de datos y fraude. Algunas API incluso ofrecen tokenización, con la que se reemplazan los datos confidenciales, como los números de las tarjetas de crédito, con un identificador único o token, lo que mitiga el riesgo en caso de que se produzca alguna filtración.

  • Procesamiento simplificado de los pagos
    Las empresas pueden utilizar las API de pago para simplificar la forma en que aceptan y procesan los pagos. Las API de pago se ocupan de las complejidades que entraña tratar con las instituciones financieras y las redes de tarjetas, así como de la detección del fraude.

  • Rapidez y eficiencia
    Las API de pago permiten la automatización, lo que aumenta la velocidad de los procesos que, de otro modo, podrían requerir un gran esfuerzo manual. Pueden facilitar los pagos en tiempo real, procesar las transacciones masivas, gestionar los reembolsos y ocuparse de la renovación de las suscripciones, lo que permite mejorar la eficiencia operativa.

  • Pagos internacionales y en varias divisas
    Si tu negocio tiene dimensión internacional, las API de pago pueden gestionar la conversión de divisas y las transacciones internacionales, lo que simplifica el proceso de desarrollar la actividad empresarial a escala mundial.

  • Opciones de pago versátiles
    Con las API de pago, las empresas pueden aceptar un amplio abanico de métodos de pago. Entre ellos se incluyen las tarjetas de crédito y débito, los monederos digitales y las transferencias bancarias, lo que mejora la experiencia del cliente al permitirle utilizar su método de pago preferido.

  • Mejora de la gestión del flujo de caja
    Las API de pago te ofrecen una visibilidad en tiempo real de tus transacciones, lo que te permite gestionar tu flujo de caja con más facilidad. Gracias a que puedes acceder de inmediato a los datos de los pagos, puedes realizar un seguimiento preciso de los ingresos, los reembolsos y los pagos rechazados, y esto te permite tomar decisiones financieras con más fundamento.

  • Análisis de datos e informes
    Muchas API de pago ofrecen funcionalidades de datos y análisis. Ofrecen información sobre las tendencias de venta, las transacciones correctas y fallidas, las tasas de disputas y mucho más. Estos detalles pueden ser fundamentales para la estrategia empresarial y la toma de decisiones.

  • Escalabilidad
    A medida que tu empresa crece, también aumentará el volumen de transacciones. Las API de pago están diseñadas para gestionar grandes volúmenes de transacciones, lo que te permite expandir tu negocio sin tener que preocuparte por la infraestructura de pagos.

  • Integración y personalización
    Puedes integrar las API de pago con los sistemas empresariales existentes, como CRM, ERP y el software de contabilidad. Con las API de pago también puedes personalizar la experiencia del proceso de compra, ya que te permiten ofrecer una experiencia del usuario fluida acorde a tu marca.

API de pago de Stripe

Stripe ofrece conjuntos completos de API que puedes utilizar para gestionar una amplia variedad de tareas relacionadas con los pagos. Las API de Stripe están diseñadas para simplificar la forma en que las empresas aceptan y gestiona los pagos por Internet, lo que permite una integración sin inconvenientes con las operaciones empresariales existentes y ofrece medidas de seguridad sólidas.

A continuación te explicamos cómo funcionan las API de pago de Stripe:

  • Procesamiento de pagos
    La API de pago de Stripe permite a las empresas aceptar pagos con diferentes métodos, como las tarjetas de crédito y débito, y los monederos digitales como Apple Pay o Google Pay. Las API de Stripe se encargan de todo el proceso de pago, desde el inicio de la transacción hasta el cobro de fondos.

  • Suscripciones y facturación
    Stripe ofrece API para gestionar las suscripciones y la facturación recurrente. Las empresas pueden gestionar y automatizar sus ingresos recurrentes, incluidas las pruebas gratuitas, los cambios a una categoría de nivel superior e inferior y las cancelaciones, directamente a través de la API.

  • Plataforma Connect
    Stripe Connect es una API diseñada específicamente para marketplaces y plataformas. Permite a las empresas aceptar pagos y hacer transferencias a terceros, ya sean proveedores de servicios, contratistas o proveedores.

  • Radar para la gestión del fraude
    La API de Stripe Radar utiliza el machine learning para identificar y prevenir transacciones fraudulentas. Evalúa cada pago a través de la red global de empresas de Stripe para detectar patrones e identificar fraude.

  • Elaboración de informes y análisis
    Stripe ofrece una API para generar análisis e informes financieros. Las empresas pueden acceder a análisis en tiempo real de sus datos financieros y usar la API para sincronizar los datos de las transacciones con su software de contabilidad.

  • Pagos internacionales
    Stripe acepta más de 135 divisas, lo que permite a las empresas aceptar pagos de clientes de todo el mundo. De esta forma, las empresas pueden expandirse por todo el mundo con mucha más facilidad.

Las API de Stripe permiten a las empresas crear un proceso de pago personalizado que satisfaga sus necesidades específicas y mejore la eficiencia y la experiencia del cliente, aparte de reducir el riesgo de fraude. Con la infraestructura «API-first», a las empresas también les resulta más fácil añadir funciones o métodos de pago nuevos a medida que están disponibles, lo que garantiza que el proceso de pago pueda crecer y adaptarse al negocio. Para obtener más información, haz clic aquí.

¿A punto para empezar?

Crea una cuenta y empieza a aceptar pagos: no tendrás que firmar ningún contrato ni proporcionar datos bancarios. Si lo prefieres, puedes ponerte en contacto con nosotros y diseñaremos un paquete personalizado para tu empresa.