Aspectos básicos de los centralizadores de pagos: qué son y cómo habilitan los pagos por Internet

  1. Introducción
  2. ¿Qué es un centralizador de pagos?
  3. ¿Cómo funcionan los centralizadores de pagos?
  4. ¿Qué tipos de empresas usan centralizadores de pagos?
  5. Ventajas de usar un centralizador de pagos
  6. Centralizador de pagos frente a pasarela de pagos
    1. Objetivo
    2. Integración
    3. Gestión de transacciones
    4. Servicios adicionales
    5. Idoneidad
  7. Centralizador de pagos frente a procesador de pagos
    1. Función
    2. Integración
    3. Aceptación de pagos
    4. Gestión de riesgos y cumplimiento de la normativa
    5. Cobro

Las empresas se asocian a menudo con proveedores externos para obtener ayuda con aspectos específicos del procesamiento de pagos por Internet y, a veces, con todo su ecosistema de pagos. Un centralizador de pagos es un tipo de proveedor con el que las empresas trabajan con frecuencia. Estos proveedores simplifican el proceso de aceptar pagos y ofrecen a las empresas un sistema unificado y eficiente para abordar la complejidad de las transacciones electrónicas.

Normalmente, los centralizadores de pagos no proporcionan soluciones integrales que abarquen todos los aspectos del procesamiento de pagos, por lo que las empresas deben saber qué ofrecen y qué no ofrecen los centralizadores antes de comprometerse a trabajar con uno. En este artículo explicamos lo que las empresas deben saber acerca de los centralizadores de pagos: su función en el procesamiento de pagos, las principales ventajas de trabajar con uno de ellos y cómo permiten a las empresas optimizar sus procesos de pagos y satisfacer las demandas de los clientes modernos.

¿De qué trata este artículo?

  • ¿Qué es un centralizador de pagos?
  • ¿Cómo funcionan los centralizadores de pagos?
  • ¿Qué tipos de empresas usan centralizadores de pagos?
  • Ventajas de usar un centralizador de pagos
  • Centralizador de pagos frente a pasarela de pagos
  • Centralizador de pagos frente a procesador de pagos

¿Qué es un centralizador de pagos?

Un centralizador de pagos, también conocido como facilitador de pago o proveedor de servicios de pago (PSP), es una empresa de tecnología financiera que simplifica el proceso de aceptar pagos electrónicos para las empresas. Aunque el término se intercambia a menudo con el de facilitador de pago, son negocios diferentes.

Tradicionalmente, las empresas que querían aceptar pagos con tarjeta de crédito tenían que pasar por un largo y complejo proceso de apertura de una cuenta de comerciante en un banco o un procesador de pagos. Este proceso incluía varios requisitos, como evaluaciones crediticias, evaluación de riesgos y procedimientos de cumplimiento de la normativa. Sin embargo, los centralizadores de pagos ahora pueden simplificarlo y hacerlo más accesible para las pequeñas y medianas empresas. Los centralizadores de pagos actúan como intermediarios entre una empresa y las entidades financieras que gestionan el procesamiento de pagos, y las empresas pueden evitar la complejidad de establecer relaciones directas con estas entidades.

¿Cómo funcionan los centralizadores de pagos?

El objetivo principal de los centralizadores de pagos es facilitar el procedimiento de aceptación de pagos, especialmente para las pequeñas y medianas empresas. Al simplificar el proceso de onboarding, integrar varios métodos de pago y gestionar las transacciones y el cobro de los fondos de manera eficiente, estos centralizadores ofrecen una solución integral de aceptación de pagos. Veamos a continuación cómo funcionan los centralizadores de pagos en líneas generales:

  • Onboarding y verificación
    Una empresa firma un acuerdo con un centralizador de pagos; para ello, le proporciona la información pertinente y acepta los términos y condiciones. Cuando el centralizador de pagos crea la cuenta, verifica la identidad de la empresa y evalúa los riesgos para asegurarse de que cumple la normativa e identificar posibles riesgos de fraude.

  • Integración rápida
    Una vez aprobada la empresa, el centralizador de pagos le ofrece opciones de integración, como API o plugins que permiten a las empresas conectar sus sitios web o aplicaciones a la plataforma del centralizador. Esta integración crea un proceso de aceptación de pagos fluido y permite a los clientes pagar con varios métodos, como tarjetas de crédito o débito, monederos digitales y opciones de pago alternativas.

  • Gestión eficiente de las transacciones
    Cuando un cliente inicia un pago, el centralizador recopila los datos del pago y se los envía de forma segura al procesador de pagos o al banco adquirente que corresponda. Después, el procesador de pagos autoriza y procesa la transacción, y transfiere los fondos de la cuenta del cliente a la cuenta del comerciante.

  • Cobro de fondos
    Los centralizadores de pagos también gestionan el proceso de cobro y se aseguran de que los fondos de las transacciones procesadas se transfieren sin demora del banco adquirente a la cuenta bancaria del negocio. Aunque los períodos de cobro pueden variar, las empresas suelen recibir los fondos en un plazo de unos pocos días hábiles.

  • Elaboración de informes
    Algunos centralizadores de pagos ofrecen a las empresas herramientas de elaboración de informes y análisis que les proporcionan información sobre el historial de transacciones y el rendimiento de las ventas, además de análisis empresariales más completos.

  • Servicios adicionales
    A veces, los centralizadores de pagos ofrecen servicios como facturación recurrente, gestión de suscripciones, detección y prevención del fraude y soporte al cliente. Estos servicios de valor añadido mejoran la experiencia de pago global para las empresas y simplifican las operaciones. No todos los centralizadores de pagos ofrecen estos servicios. Lo más habitual es que los ofrezcan los facilitadores de pago, que suelen proporcionar una gama más amplia de servicios.

¿Qué tipos de empresas usan centralizadores de pagos?

Numerosas empresas de diferentes sectores utilizan centralizadores de pagos por la amplitud de su aplicabilidad y flexibilidad. Pero algunas tienen más probabilidad de beneficiarse de trabajar con un centralizador de pagos, como las siguientes:

  • Empresas de e-commerce
    Los comerciantes en línea y las plataformas de e-commerce recurren a menudo a centralizadores de pagos para que les faciliten transacciones en línea fluidas y seguras. Los centralizadores simplifican la integración de pasarelas de pagos; de este modo, permiten a las empresas aceptar pagos con tarjeta de crédito, monederos digitales y otros métodos de pago en línea.

  • Pequeñas y medianas empresas (pymes)
    Los centralizadores de pagos son especialmente populares entre las pymes, como las tiendas locales, los proveedores de servicios y las startups, por su facilidad de uso y la sencillez del proceso de onboarding. Estas empresas pueden empezar rápidamente a aceptar pagos electrónicos sin la complejidad ni los elevados costes de las cuentas de comerciante tradicionales.

  • Empresas de desarrollo de aplicaciones móviles
    Las empresas que desarrollan aplicaciones móviles, como juegos y aplicaciones de viajes, comida a domicilio o venta de entradas, a menudo integran centralizadores de pagos para ofrecer compras en las aplicaciones y un procesamiento de pagos seguro para los usuarios.

  • Servicios por suscripción
    Las empresas que ofrecen servicios basados en suscripciones, como las plataformas de streaming, los sitios web de membresía, las suscripciones a contenido, los proveedores de software como servicio (SaaS), los espacios de coworking y los gimnasios, pueden usar determinados centralizadores de pagos sustentados por facilitadores de pagos para gestionar la facturación recurrente y automatizar la gestión de las suscripciones para sus clientes.

  • Plataformas de marketplace y de economía colaborativa
    Las plataformas de marketplace, como los servicios de transporte compartido, las plataformas de reservas de alojamiento y los portales de empleo para autónomos, utilizan centralizadores con frecuencia. Estas plataformas requieren una infraestructura para recaudar los pagos de los compradores y entregar los fondos a los vendedores o proveedores de servicios.

  • Organizaciones sin ánimo de lucro
    Las organizaciones sin ánimo de lucro y las instituciones benéficas recurren a menudo a centralizadores de pagos para aceptar donaciones por Internet de forma segura. Los centralizadores pueden simplificar el proceso de donación y proporcionar herramientas de elaboración de informes para llevar un control de las aportaciones y los donantes.

  • Gestión de eventos y venta de entradas
    Los organizadores de eventos y las plataformas de venta de entradas utilizan centralizadores de pagos para gestionar la venta de entradas y procesar los pagos de los conciertos, congresos, acontecimientos deportivos y otros eventos. Esto facilita la experiencia de compra de entradas para los asistentes.

Aunque la mayoría de las empresas puede trabajar con centralizadores de pagos, algunos sectores o negocios de alto riesgo pueden necesitar soluciones de pago o relaciones directas con procesadores de pagos debido a requisitos específicos de cumplimiento de la normativa.

Ventajas de usar un centralizador de pagos

El uso de un centralizador de pagos aporta varias ventajas a las empresas:

  • Onboarding sin complicaciones
    Las empresas pueden registrarse fácilmente y empezar a aceptar pagos sin el largo y complicado proceso de las cuentas de comerciante tradicionales.

  • Proceso de pago cómodo
    Los centralizadores proporcionan una plataforma unificada que integra varios métodos de pago, lo que hace que sea muy cómodo para los clientes pagar con la opción que prefieran.

  • Rentabilidad
    Los centralizadores de pagos a menudo tienen costes iniciales más bajos y eliminan la necesidad de que las empresas inviertan en hardware o software de pagos.

  • Comercialización más rápida
    Los centralizadores permiten a las empresas integrar rápidamente funcionalidad de pago en sus sitios web o aplicaciones; de este modo, reducen el tiempo y el esfuerzo necesarios para ponerse en marcha.

  • Experiencia del usuario mejorada
    Los centralizadores ofrecen una experiencia de pago sencilla e intuitiva, lo que garantiza transacciones fluidas y mejora la satisfacción de los clientes.

  • Seguridad y cumplimiento de la normativa
    Los centralizadores de pagos gestionan la información de pago confidencial e implementan fuertes medidas de seguridad para proteger los datos de los clientes, de modo que reducen la carga de cumplimiento de la normativa de las empresas.

  • Funciones y servicios adicionales
    Los centralizadores a veces proporcionan servicios de valor añadido (como la facturación recurrente, la gestión de suscripciones, la detección del fraude y herramientas de elaboración de informes) que aportan funcionalidad avanzada a las empresas.

  • Escalabilidad
    Los centralizadores pueden admitir empresas de varios tamaños y gestionar volúmenes de transacciones más altos a medida que las empresas crecen.

  • Soporte al cliente
    Muchos centralizadores de pagos ofrecen soporte dedicado a los clientes para ayudar a las empresas con las consultas o los problemas relacionados con el procesamiento de pagos.

Proporcionan una solución cómoda, eficiente y rentable para que las empresas acepten pagos electrónicos, lo que les permite centrarse en sus operaciones principales, al tiempo que ofrecen una experiencia de pago positiva a sus clientes.

Centralizador de pagos frente a pasarela de pagos

Los centralizadores de pagos y las pasarelas de pagos son componentes que están estrechamente relacionados en la configuración del procesamiento de pagos de muchas empresas. Aquí explicamos la función de cada uno y en qué se diferencian.

Objetivo

  • Centralizador de pagos: actúa como intermediario entre las empresas y las entidades financieras, y simplifica el proceso de aceptación de pagos.
  • Pasarela: proporciona un canal de comunicación seguro entre el sitio web o la aplicación de un negocio y el procesador de pagos o el banco adquirente.

Integración

  • Centralizador de pagos: ofrece una plataforma unificada que integra varios métodos y procesadores de pagos, lo que proporciona a las empresas una mayor flexibilidad y una oferta más amplia.
  • Pasarela de pagos: normalmente, requiere una cuenta de comerciante directa con un procesador de pagos o un banco, e integra varios métodos de pago en el sitio web o la aplicación del negocio.

Gestión de transacciones

  • Centralizador de pagos: gestiona el enrutamiento y el cobro de las transacciones en nombre de las empresas. De este modo, simplifica el procesamiento de pagos y reduce la complejidad administrativa.
  • Pasarela de pagos: verifica y autoriza los datos de la transacción en tiempo real, cifra la información confidencial del pago y transmite los datos de forma segura entre el negocio y el procesador de pagos o el banco.

Servicios adicionales

  • Centralizador de pagos: a menudo proporciona servicios de valor añadido, como detección y prevención del fraude, elaboración de informes y análisis, para mejorar la experiencia de pago de las empresas.
  • Pasarela de pagos: ofrece opciones de personalización para estar en consonancia con la imagen de marca y la experiencia de usuario de la empresa, centrándose principalmente en la transmisión segura de los datos y en la autorización de las transacciones.

Idoneidad

  • Centralizador de pagos: especialmente indicado para pequeñas y medianas empresas que buscan un proceso de onboarding simplificado y una solución de pagos rentable.
  • Pasarela de pagos: empresas de todos los tamaños la utilizan de forma generalizada; requiere una cuenta de comerciante directa y proporciona más opciones de personalización para obtener una experiencia de pago a medida.

Los centralizadores de pagos actúan como intermediarios y simplifican la aceptación de pagos, se integran con varios procesadores y ofrecen servicios adicionales. Las pasarelas de pagos se centran principalmente en la gestión segura de las transacciones, el cifrado y las opciones de personalización. La elección de uno u otro depende de las necesidades, el tamaño y las preferencias específicas de la empresa.

Centralizador de pagos frente a procesador de pagos

Los centralizadores de pagos y los procesadores de pagos difieren en sus funciones y en las ventajas que aportan a las empresas:

Función

  • Centralizador de pagos: actúa como intermediario entre las empresas y las entidades financieras, y simplifica el proceso de aceptación de pagos electrónicos. Proporciona una plataforma unificada que se integra con varios métodos y procesadores de pagos, lo que simplifica el proceso de aceptación de pagos.
  • Procesador de pagos: gestiona el procesamiento real de los pagos. Para ello, autoriza y facilita el movimiento de fondos entre la cuenta del cliente y la cuenta de comerciante.

Integración

  • Centralizador de pagos: ofrece a las empresas un único punto de integración que les permite conectarse a varios métodos y procesadores de pagos a través de una interfaz unificada. Esto elimina la necesidad de realizar diferentes integraciones con varios procesadores.
  • Procesador de pagos: normalmente, requiere la integración directa con el sitio web o la aplicación del negocio para procesar los pagos. Las empresas establecen una relación directa con el procesador de pagos para usar sus servicios.

Aceptación de pagos

  • Centralizador de pagos: permite a las empresas aceptar varios métodos de pago, como tarjetas de crédito y débito, monederos digitales y opciones de pago alternativas, todo ello a través de una única integración. Simplifica la aceptación de varios tipos de pagos para las empresas.
  • Procesador de pagos: procesa los pagos según los métodos de pago y los servicios específicos que ofrece. A veces las empresas se tienen que integrar con diferentes procesadores o establecer relaciones con varios de ellos para aceptar diferentes tipos de pagos.

Gestión de riesgos y cumplimiento de la normativa

  • Centralizador de pagos: asume la responsabilidad de gestionar y mitigar los riesgos asociados al procesamiento de pagos. Lleva a cabo evaluaciones de riesgos, implementa medidas de detección del fraude y garantiza el cumplimiento de la normativa pertinente en nombre de las empresas para las que trabaja.
  • Procesador de pagos: ofrece herramientas y servicios relacionados con la gestión de riesgos, la prevención del fraude y el cumplimiento de la normativa. Sin embargo, la responsabilidad última por la gestión de riesgos y el cumplimiento de la normativa recae con frecuencia en la empresa, que debe adherirse a los reglamentos aplicables. Esta distribución del riesgo y la responsabilidad puede variar de forma considerable según los proveedores específicos en cuestión.

Cobro

  • Centralizador de pagos: gestiona el proceso de cobro; transfiere los fondos del banco adquirente a la cuenta bancaria designada de la empresa. Los plazos de cobro pueden variar, pero el centralizador de pagos gestiona este aspecto para la empresa.
  • Procesador de pagos: facilita el movimiento de fondos entre la cuenta del cliente y la cuenta de comerciante durante el procesamiento de los pagos. El procesador de pagos inicia el proceso de cobro y se asegura de que los fondos se transfieren a la cuenta de comerciante.

Los centralizadores de pagos simplifican el proceso de aceptación de pagos porque integran varios métodos y procesadores de pagos. Proporcionan una plataforma unificada y se ocupan de la gestión del riesgo y de los cobros. Los procesadores de pagos se centran en el procesamiento de los pagos, autorizan las transacciones y transfieren los fondos entre cuentas.

Aunque los centralizadores, las pasarelas y los procesadores de pagos difieren en su función, Stripe ofrece a las empresas un ecosistema de pagos integral en todos los canales, ya que proporciona la funcionalidad combinada de una pasarela, un procesador y un centralizador de pagos en una misma solución. Stripe respalda esta oferta con medidas excepcionales de detección y prevención del fraude, gestión del cumplimiento de la normativa, soporte ininterrumpido al cliente e informes unificados. Para obtener más información y empezar a trabajar con Stripe, ve aquí.

¿A punto para empezar?

Crea una cuenta y empieza a aceptar pagos: no tendrás que firmar ningún contrato ni proporcionar datos bancarios. Si lo prefieres, puedes ponerte en contacto con nosotros y diseñaremos un paquete personalizado para tu empresa.