Pagos recurrentes: lo que las empresas deben saber

Payments
Payments

Acepta pagos por Internet y en persona desde cualquier rincón del mundo con una solución de pagos diseñada para todo tipo de negocios, desde startups en crecimiento hasta grandes empresas internacionales.

Más información 
  1. Introducción
  2. ¿Qué es un pago recurrente?
  3. Tipos de pagos recurrentes
    1. Fijos
    2. Variables
    3. Híbridos
  4. ¿Cómo funcionan los pagos recurrentes?
  5. ¿Qué tipos de empresas usan los pagos recurrentes?
  6. Ventajas de los pagos recurrentes para las pequeñas empresas
  7. Cómo ayuda Stripe Billing a las empresas con un software de facturación recurrente
  8. Aceptar pagos de facturas recurrentes

Se prevé que el mercado de los pagos de suscripciones, un tipo de facturación recurrente, crezca hasta casi 8000 millones de $ en 2025. Debido al crecimiento de este modelo de negocio, merece la pena plantearse si tu empresa debería ofrecer pagos recurrentes y suscripciones a los clientes.

Explicaremos lo que debes saber sobre la facturación y los pagos recurrentes, incluido cómo funcionan, los diferentes tipos de pagos recurrentes y cómo empezar a aceptarlos.

¿De qué trata este artículo?

  • ¿Qué es un pago recurrente?
  • Tipos de pagos recurrentes
  • ¿Cómo funcionan los pagos recurrentes?
  • ¿Qué tipos de empresas usan los pagos recurrentes?
  • Ventajas de los pagos recurrentes para las pequeñas empresas
  • Cómo ayuda Stripe Billing a las empresas con un software de facturación recurrente
  • Aceptar pagos de facturas recurrentes

¿Qué es un pago recurrente?

El pago recurrente es un modelo de facturación que permite a las empresas cobrar a los clientes productos o servicios de forma repetida, con una frecuencia predefinida. La frecuencia de los pagos recurrentes puede ser semanal, mensual o anual, o bien un marco temporal personalizado.

Tipos de pagos recurrentes

Aunque todos los pagos recurrentes almacenan un método de pago del cliente y obtienen autorización previa del cliente para cobrar mediante ese método de manera recurrente, los detalles de la estructura del pago pueden variar. Existen tres tipos de pagos recurrentes:

Fijos

Las estructuras de pagos fijos, también conocidas como «facturación recurrente regular», cobran el mismo importe cada vez que se produce el pago; por ejemplo, la suscripción a una revista que cuesta 24,99 $ al mes.

Variables

Las estructuras de pagos variables, también conocidas como «facturación recurrente irregular», cobran unos importes que pueden variar de un pago a otro, normalmente en función del uso. Dentro de la facturación variable, hay dos categorías:

  • Facturación según uso
    La facturación según uso implica cobrar a los clientes un importe variable en función de cuánto usan un servicio durante el ciclo de facturación. La mayoría de los consumidores están familiarizados con algunos de los ejemplos de facturación según uso más conocidos como, por ejemplo, las empresas de telefonía móvil que cobran por el número de minutos gastados cada mes y las facturas de empresas energéticas que cobran en función de la energía que consume el cliente.

  • Facturación según la cantidad
    La facturación según la cantidad depende de la cantidad de un bien o servicio que utiliza el cliente. A diferencia de la facturación según uso, que cobra por el uso que ya se ha producido, la facturación según la cantidad normalmente cobra al cliente una cantidad acordada de antemano. Por ejemplo, una suscripción de software que cobra por el número de usuarios en una cuenta.

Híbridos

La facturación híbrida es una combinación de la facturación fija y variable. Esta estructura de pagos cobra un porcentaje o una comisión adicional sobre todo lo que supere un límite definido. Por ejemplo, un proveedor de servicios de Internet utiliza la facturación híbrida cuando cobra 10 $ por gigabyte una vez que se supera un límite mensual.

¿Cómo funcionan los pagos recurrentes?

Este es un resumen del funcionamiento de los pagos recurrentes:

  • Registro del cliente y recopilación de la información de pago
    Durante el proceso de registro, los clientes proporcionan su información de pago (como los detalles de la tarjeta de crédito o la información de la cuenta bancaria) y autorizan a la empresa a que le cobre por las transacciones futuras, según el calendario de facturación acordado. Este consentimiento es necesario para cumplir con la normativa y mantener la confianza de los clientes.

  • Almacenamiento seguro de la información de pago
    La empresa almacena de forma segura la información de pago del cliente, a veces mediante un proveedor de procesamiento de pagos como Stripe. Estos proveedores utilizan la tokenización y el cifrado para garantizar que los datos confidenciales están protegidos y almacenados, en cumplimiento de la normativa del sector, como el estándar de seguridad de datos de la normativa del sector de pagos con tarjeta (PCI DSS).

  • Procesamiento de pagos con una frecuencia predefinida
    En función del calendario de facturación acordado (semanal, mensual o anual), la empresa cobra automáticamente el método de pago almacenado del cliente. El proveedor de procesamiento de pagos gestiona la transacción, incluida la verificación de los detalles del pago, la comprobación de que hay fondos suficientes y la transferencia de los fondos de la cuenta del cliente a la de la empresa.

  • Confirmación y notificaciones
    Cuando la transacción es correcta, el cliente recibe una confirmación (normalmente por correo electrónico) en la que se detalla el importe del pago, la fecha y cualquier otra información relevante. Las empresas también pueden enviar notificaciones proactivas antes de que se produzcan cargos, errores en los pagos o caducidades del método de pago para mantener la transparencia y la satisfacción del cliente.

  • Actualización de la información de pago y gestión de suscripciones
    Los clientes deben tener la posibilidad de actualizar su información de pago o de realizar cambios en su plan de suscripción, normalmente a través de un portal de clientes. Esta flexibilidad permite a los clientes gestionar sus preferencias y ayuda a las empresas a tener la información de facturación correcta, lo que reduce el riesgo de errores en los pagos.

  • Gestión de los errores en los pagos y las disputas
    A menudo, los pagos recurrentes pueden producir errores debido a métodos de pago caducados, fondos insuficientes o por otros motivos. Las empresas necesitan procesos para gestionar estas situaciones, que pueden incluir la notificación del error a los clientes, el reintento de la transacción o la concesión a los clientes de un periodo de gracia para actualizar su información. A continuación, trataremos cómo Stripe Billing automatiza muchos de los procesos para prevenir los errores en los pagos y reaccionar a ellos.

Para obtener una explicación más a fondo de cómo aceptar pagos recurrentes y las mejores prácticas para los modelos de pagos recurrentes, lee nuestra guía aquí.

¿Qué tipos de empresas usan los pagos recurrentes?

La facturación recurrente es un modelo popular de pago para las empresas que facturan a los clientes de forma periódica a cambio de obtener acceso continuo a productos y servicios. Es el que más utilizan las empresas de suscripción, como las siguientes:

  • Empresas basadas en suscripciones: las empresas que ofrecen servicios de suscripción, como plataformas de streaming, proveedores de SaaS (Software como Servicio) y plataformas basadas en inscripciones, pueden generar fuentes de ingresos y mejorar la retención de clientes mediante la facturación recurrente.

  • Gimnasios y centros de fitness: las tarifas mensuales o anuales de inscripción permiten a los gimnasios y centros de fitness mantener un flujo de caja constante al tiempo que proporcionan a los clientes acceso continuo a las instalaciones y servicios.

  • Periódicos y revistas en papel y digitales: los medios de comunicación basados en suscripciones, como los periódicos y revistas, pueden generar ingresos constantes al proporcionar a los clientes acceso habitual al contenido a través de pagos recurrentes.

  • Empresas de servicios y telecomunicaciones: las empresas que proporcionan servicios esenciales, como servicios de electricidad, agua, gas, Internet y telefonía móvil, encajan perfectamente en un modelo de facturación recurrente, ya que normalmente los clientes demandan estos servicios de forma continua.

  • Cursos en línea y plataformas educativas: los proveedores de aprendizaje en línea que ofrecen acceso continuo a cursos, seminarios web o materiales de aprendizaje pueden beneficiarse de un modelo de pagos recurrentes y facilitar a los clientes acceso continuo al contenido actualizado.

  • Proveedores de servicios administrados (MSP): los MSP que ofrecen a las empresas servicios de TI, seguridad o infraestructura encajan bien en un modelo de pagos recurrentes, ya que proporcionan soporte y mantenimiento continuos.

  • Servicios de suscripciones a cajas: las empresas basadas en suscripciones que ofrecen cajas de productos seleccionados, como paquetes de comida, productos de belleza o ropa, a veces utilizan modelos de facturación recurrente que generan ingresos continuos y una mejor gestión del inventario.

  • Organizaciones sin ánimo de lucro: en el caso de las organizaciones benéficas, un modelo de donación recurrente puede facilitar a los donantes una forma sencilla de contribuir periódicamente; de este modo, se aseguraría una fuente de ingresos predecible.

  • Proveedores de almacenamiento en la nube: las empresas que ofrecen servicios de almacenamiento en la nube pueden beneficiarse de un modelo de pagos recurrentes, ya que los clientes requieren acceso continuo a sus archivos y datos almacenados.

  • Profesionales autónomos y consultores: los profesionales que ofrecen servicios continuos, como marketing, diseño gráfico o consultoría a empresas, pueden establecer acuerdos de retención con sus clientes que operen con un modelo de facturación recurrente.

Debido a las ventajas de los pagos recurrentes y la creciente adopción por parte de los consumidores de servicios y productos basados en suscripciones, muchas empresas cuyas ofertas principales no encajan de forma natural con los pagos recurrentes están lanzando nuevas iniciativas para generar este tipo de fuente de ingresos, que presentan una elevada retención. Por ejemplo, una consultoría de marketing podría empezar un boletín de noticias basado en suscripción que ofrezca cada semana consejos de expertos a los suscriptores que paguen una tarifa recurrente.

Ventajas de los pagos recurrentes para las pequeñas empresas

La facturación recurrente tiene muchas ventajas:

  • Pagos puntuales de los clientes
    La mayoría de los pagos recurrentes se producen según un calendario fijo predecible; por ejemplo, el día 5 de cada mes o el 1 de enero de cada año. La naturaleza automatizada de los pagos recurrentes hace que sea menos probable que estos se incumplan o se retrasen, lo que beneficia a las empresas y los clientes.

  • Menos errores en los pagos
    Un software de pagos recurrentes como Stripe Billing ayuda a prevenir los errores en los pagos a través de tácticas como Smart Retries y la notificación anticipada a los clientes para que actualicen los métodos de pago que están próximos a su fecha de caducidad.

  • Mejor experiencia de los clientes
    La previsibilidad y los pagos recurrentes automatizados dan como resultado una experiencia de los clientes mejor y más fluida, lo que también impacta positivamente en la empresa.

  • Flujo de caja predecible
    Para las empresas, resulta útil saber la previsión de ingresos que habrá en cualquier momento del tiempo. Pese a que es difícil calcular con precisión el número de errores en los pagos y las cancelaciones de suscripciones durante un ciclo de pago determinado, la facturación recurrente aporta al menos una aproximación del flujo de caja, en comparación con los modelos de pagos puntuales.

  • Mayor tasa de retención de clientes
    Aunque la facturación recurrente no puede garantizar que los clientes no van a cancelar sus suscripciones, sí que puede aumentar la retención de clientes. A diferencia de los clientes que hacen compras puntuales que no están automatizadas, los clientes con una facturación recurrente no necesitan hacer nada para que los pagos continúen.

  • Procesamiento automatizado y eficaz
    Como las empresas, por lo general, pueden automatizar la facturación recurrente en lugar de procesar manualmente los pagos, este modelo les puede ahorrar tiempo y recursos.

  • Menores costes de facturación
    Dado que las empresas dedican menos tiempo en procesar los pagos recurrentes automatizados, la facturación recurrente aporta ingresos más baratos de generar que los ingresos derivados de los pagos procesados manualmente.

Aparte de estas ventajas, la facturación recurrente todavía tiene que hacer frente a desafíos y a posibles tareas administrativas adicionales. Por ejemplo, la información de pago almacenada tendrá que actualizarse de forma rutinaria cuando caduque la tarjeta, aunque esta tarea se puede simplificar mediante el envío a los clientes de recordatorios automáticos por correo electrónico cuando su método de pago registrado esté a punto de caducar.

Cómo ayuda Stripe Billing a las empresas con un software de facturación recurrente

Stripe Billing es una solución integral de facturación para las empresas que quieren aceptar pagos recurrentes o realizar la facturación basada en facturas en todo el mundo. A la hora de elegir un software de facturación recurrente lo ideal será contar con un producto que, como Stripe Billing, incluya las siguientes funciones:

  • Integración sencilla
    Si tu software de facturación no se comunica de forma fluida con tu pila tecnológica actual, las fricciones de usarlo podrían contrarrestar las posibles ventajas. Stripe Billing se integra con Stripe Payments y todo se encuentra accesible desde el Dashboard.

  • Modelos de facturación flexible
    Incluso si actualmente no utilizas modelos de facturación dinámica, o tu empresa solo emplea un modelo de facturación, la configuración de un software de facturación con funciones más generales te ayudará a probar nuevos puntos de vista o a adaptarte a un futuro crecimiento de la empresa. Te convendrá usar un software de facturación flexible que admita todos los escenarios, desde tarifas por usuario hasta facturación según uso.

  • Compatibilidad para cupones, pruebas gratuitas, prorratas, complementos y excesos de uso
    Aunque una ventaja principal de la facturación recurrente es su previsibilidad, no todos los pagos o clientes son iguales. Asegúrate de que tu software de facturación se adapta a las posibles desviaciones en la facturación habitual, lo cual es probable que tengas que afrontar.

  • Soporte para la minimización del abandono de clientes
    Stripe Billing adopta un enfoque exhaustivo para prevenir y solucionar los errores en la facturación, mediante Smart Retries, correos electrónicos automatizados para los errores en los pagos y un actualizador de tarjetas automático. En 2021, gracias a Billing, las empresas consiguieron recuperar una media del 38 % de los errores en los pagos. Se supone que la facturación recurrente va a disminuir la cantidad de tiempo que tu equipo dedica al procesamiento de pagos. Si tu software de facturación no aborda el abandono de clientes ni los errores en los pagos, te arriesgas a malgastar el tiempo extra que has ahorrado solucionando estos problemas.

Aceptar pagos de facturas recurrentes

Para aceptar pagos recurrentes de los clientes, lo primero que tienes que hacer es configurar un proveedor de procesamiento de pagos como Stripe. Puedes registrar una cuenta de Stripe aquí.

Una vez que hayas configurado Stripe, podrás empezar rápidamente a aceptar pagos recurrentes mediante Stripe Invoicing para cobrar pagos de los clientes existentes, o bien crear un enlace de pago para promocionar las suscripciones.

¿A punto para empezar?

Crea una cuenta y empieza a aceptar pagos: no tendrás que firmar ningún contrato ni proporcionar datos bancarios. Si lo prefieres, puedes ponerte en contacto con nosotros y diseñaremos un paquete personalizado para tu empresa.