Qué es el valor de verificación de la tarjeta (CVV) y cómo ayuda a las empresas a prevenir el fraude

Payments
Payments

Acepta pagos por Internet y en persona desde cualquier rincón del mundo con una solución de pagos diseñada para todo tipo de negocios, desde startups en crecimiento hasta grandes empresas internacionales.

Más información 
  1. Introducción
  2. ¿Qué significa CVV?
  3. ¿Qué es un valor de verificación de la tarjeta (CVV)?
  4. ¿En qué parte de la tarjeta de crédito o débito está el CVV?
  5. ¿Cómo funcionan los códigos CVV?
  6. ¿Cómo ayudan los códigos CVV a proteger a las empresas del fraude?

El auge de las compras por Internet nos puso más fácil que nunca ampliar nuestra cartera de clientes y propiciar más compras a través de una plataforma cómoda, pero también marcó el comienzo de otra nueva era de fraude. Independientemente de que dirijas una multinacional o un pequeño negocio local, es importante que cuentes con sistemas para impedir que los estafadores compren tus productos con números de tarjetas de crédito robados. El código CVV de las tarjetas de crédito es una herramienta importante para ayudar a tu empresa a prevenir cargos fraudulentos y la pérdida de ingresos. La suplantación de identidad financiera, que engloba los números de tarjetas de crédito robados, es la forma más típica de suplantación de identidad en todo el mundo, y las pérdidas económicas por fraude aumentan cada año. Se calcula que las pérdidas totales del sector del e-commerce ascendieron a 20.000 millones de dólares en 2021 a nivel mundial.

Las empresas confían en el código CVV de las tarjetas de crédito para garantizar la validez de las compras y prevenir disputas de los clientes, lo que les permite ahorrar tiempo y recursos en el ámbito de las compras fraudulentas. Esto es lo que debes saber para empezar a verificar las compras con códigos CVV.

¿De qué trata este artículo?

  • ¿Qué significa CVV?
  • ¿Qué es un valor de verificación de la tarjeta (CVV)?
  • ¿En qué parte de la tarjeta de crédito o débito está el CVV?
  • ¿Cómo funcionan los códigos CVV?
  • ¿Cómo ayudan los códigos CVV a proteger a las empresas del fraude?

¿Qué significa CVV?

«CVV» (del inglés card verificación value) significa «valor de verificación de la tarjeta», aunque a veces, para hacer referencia a este mismo concepto, se usan las abreviaturas CVC (del inglés card verification code), que significa «código de verificación de la tarjeta», o CSC (del inglés card security code), que significa «código de seguridad de la tarjeta». Sin embargo, American Express utiliza el término «número de identificación de la tarjeta» (CID, por sus siglas en inglés) para diferenciar sus códigos de verificación del resto.

¿Qué es un valor de verificación de la tarjeta (CVV)?

Hoy en día, todas las tarjetas de crédito y débito tienen códigos CVV para ayudar a prevenir el fraude. El código CVV de una tarjeta de crédito es un número de tres o cuatro dígitos que las empresas usan para autenticar una tarjeta (junto con el número de la tarjeta y la fecha de caducidad) cuando se efectúa una compra. El código CVV acredita la validez de una tarjeta y hace que resulte más complicado a los estafadores y a los piratas informáticos utilizar números de tarjetas de crédito robados, lo que permite proteger a los titulares de las tarjetas y a las empresas. Este código suele constar de tres dígitos, salvo en el caso de las tarjetas American Express, que tienen una secuencia de cuatro. Algunas instituciones financieras están probando con códigos CVV dinámicos que reemplazan el número estático por otro que cambia periódicamente y al que se puede acceder a través de una aplicación en lugar de utilizar una tarjeta física, pero todavía no es una práctica común. Los titulares de las tarjetas deben hacer todo lo posible por mantener protegidos sus códigos CVV para evitar ser víctimas de los estafadores.

¿En qué parte de la tarjeta de crédito o débito está el CVV?

El código CVV está impreso en la parte posterior de la mayoría de las tarjetas de crédito y débito, cerca del recuadro de la firma. Los códigos CVV de las tarjetas de crédito Visa, Mastercard y Discover son secuencias de tres dígitos que están impresas en la parte posterior de la tarjeta, a la derecha del recuadro de la firma. Sin embargo, en las tarjetas American Express, el código consta de cuatro dígitos y se encuentra en la parte delantera de la tarjeta. El código CVV de una tarjeta de crédito no forma parte de la numeración de la tarjeta y, por eso, está impreso en otra parte de la tarjeta física.

¿Cómo funcionan los códigos CVV?

Un código CVV es una medida de seguridad adicional para las transacciones. Cuando un cliente efectúa una compra por Internet o por teléfono, es necesario verificar el código CVV de la tarjeta de crédito para asegurarte de que se trata de una transacción autorizada. Un software para procesamiento de pagos como Stripe Radar, una solución para prevenir el fraude basada en machine learning que está integrada en la plataforma de Stripe, bloqueará todos los pagos que no superen la verificación del código CVV. Si habilitas tu Dashboard de Stripe para recopilar el CVV, el código postal y la dirección de facturación de cada tarjeta al efectuar una compra, Stripe proporcionará dicha información a una red de tarjetas para su verificación. A continuación, el emisor de la tarjeta contrasta esa información con los datos que tiene registrados sobre el titular autorizado de la tarjeta. En caso de discrepancia, el control de verificación no se aprobará y la compra no se realizará. Puedes efectuar la verificación del código CVV proporcionándolo cuando creas un pago a través de un nuevo método de pago con tarjeta o cuando asocias un nuevo método de pago con tarjeta a un cliente.

Por ejemplo, si alguien roba el número de una tarjeta de crédito e intenta comprar algo en tu tienda en línea, no podrá completar la compra solo con el número de la tarjeta de crédito y la fecha de caducidad. (Lamentablemente, si alguien roba una tarjeta física, sí tendrá acceso al código CVV).

¿Cómo ayudan los códigos CVV a proteger a las empresas del fraude?

Los códigos CVV de las tarjetas de crédito y débito sirven a un propósito, que es bloquear los cargos fraudulentos antes de que ocurran. En el sector del e-commerce, se calcula un aumento de las pérdidas por fraude en los pagos por Internet de 17.500 millones de dólares en 2020 a 20.000 millones en 2021 a nivel mundial, y las empresas tienen que afrontar un coste total todavía más alto a causa de la subida de los costes operativos y de las comisiones de las redes de tarjetas. Integrar la verificación del código CVV en el flujo del proceso de compra es imprescindible para proteger tu empresa de los pagos fraudulentos y evitar comisiones por contracargos.

Verificación de la tarjeta
Los códigos CVV previenen el fraude mediante la verificación de una tarjeta de crédito o débito antes de que se procese un pago. Si tu empresa vende productos de forma física y utiliza lectores de tarjetas que tienen la certificación EMV, como los lectores de pagos certificados previamente por Stripe que funcionan con Stripe Terminal, te resultará más sencillo verificar los pagos. En el caso de las tiendas en línea, las herramientas como Stripe Checkout ofrecen una validación de la tarjeta en tiempo real para verificar que el titular autorizado de la tarjeta realmente es la persona que efectúa la compra. La clave está en usar un software que integre perfectamente la verificación del código CVV en todo el conjunto, sin interrumpir el flujo ni prolongar el proceso de finalización de una compra.

Prevención de disputas de los clientes
Cuando un estafador utiliza los datos de la tarjeta de crédito de otra persona para efectuar una compra, puede plantear un grave problema a la empresa. Aunque el titular de la cuenta suele recibir un reembolso por el cargo fraudulento, el propietario de la empresa pierde ingresos, tiene que deducir el coste de los productos perdidos y, a menudo, debe pagar una comisión por contracargo al procesador de pagos. Además, acumular una larga lista de disputas puede acarrear problemas más graves en el futuro. Si tu empresa está incluida en un programa de supervisión de contracargos de una red de tarjetas por registrar un gran volumen de contracargos, puede que tengas que pagar más comisiones a tu procesador de pagos y, en algunos casos, hasta tendrás prohibido aceptar pagos con tarjeta.

La clave está en encontrar un equilibrio. Las empresas deben hacer todo lo posible por evitar las disputas y los cargos fraudulentos sin obstaculizar el proceso de finalización de una compra a los clientes ni rechazar transacciones legítimas. Una encuesta realizada en 2020 reveló que un tercio de los clientes afirmó que nunca volvería a comprar en una tienda en línea si su pedido se rechazara por sospecha de fraude. Las herramientas de detección de fraude como Radar previenen los pagos fraudulentos antes de que se procesen sin necesidad de espantar a los clientes lícitos, lo que supone un ahorro de tiempo y dinero para tu empresa.

Protección frente a los piratas informáticos
Los emisores de tarjetas no permiten a las empresas almacenar los códigos CVV de las tarjetas de crédito en las bases de datos de las transacciones, para que a los piratas informáticos les resulte difícil robarlos. De esta forma, aunque los piratas informáticos logren infiltrarse en la base de datos o el sitio web de una empresa y robar la numeración y la fecha de caducidad de una tarjeta de crédito, no conseguirán hacerse con ningún código CVV. Si bien esto no impide que los estafadores que roban las tarjetas de crédito físicas efectúen compras, esta medida de protección adicional sirve para que los sistemas de piratería ocasionen menos daños tanto a los propietarios de las empresas como a los titulares de las tarjetas.

Proteger tu negocio contra el fraude no tiene por qué ser complicado. Con estas medidas de seguridad básicas, como usar la verificación de tarjetas y códigos CVV, podrás prevenir significativamente los pagos en disputa. Todas las cuentas de Stripe integran el machine learning avanzado de Radar, que se encarga de verificar los códigos CVV. Para comprender mejor cómo Radar utiliza el machine learning para evaluar todas las transacciones con el fin de prevenir el fraude, haz clic aquí.

¿A punto para empezar?

Crea una cuenta y empieza a aceptar pagos: no tendrás que firmar ningún contrato ni proporcionar datos bancarios. Si lo prefieres, puedes ponerte en contacto con nosotros y diseñaremos un paquete personalizado para tu empresa.