¿Qué tipos de empresas existen? Formas de constituir una empresa en EE. UU.

Atlas
Atlas

Pon en marcha tu empresa en unos pocos clics y prepárate para aceptar pagos de tus clientes, contratar tu equipo de trabajo y recaudar fondos.

Más información 
  1. Introducción
  2. Sociedad unipersonal
  3. Sociedad colectiva
  4. Sociedad de responsabilidad limitada (LLC)
  5. Sociedad de tipo C (C corp)
  6. Sociedad de tipo S (S corp)
  7. Entidad sin ánimo de lucro
  8. Cómo puede ayudarte Stripe
    1. Solicitud de acceso a Atlas
    2. Constitución de la empresa en Delaware
    3. Obtención del ID fiscal (EIN) ante el IRS
    4. Compra de tus acciones en la empresa
    5. Presentación del formulario de elección fiscal conforme a lo establecido en la sección 83(b)
    6. Ventajas y descuentos para socios

Los requisitos jurídicos, financieros y operativos de una empresa, así como el nivel de control y la responsabilidad de los propietarios, dependen de la estructura corporativa que estos elijan en el momento de constituir la nueva empresa. Con tanto en juego, los propietarios de una empresa nueva deben conocer los distintos tipos de estructuras corporativas y elegir la más conveniente para los objetivos establecidos. Aquí tienes un resumen de los tipos más comunes de empresas.

¿De qué trata este artículo?

  • Sociedad unipersonal
  • Sociedad colectiva
  • Sociedad de responsabilidad limitada (LLC)
  • Sociedad de tipo C (C corp)
  • Sociedad de tipo S (S corp)
  • Entidad sin ánimo de lucro

Sociedad unipersonal

Una sociedad unipersonal es el tipo más sencillo de estructura corporativa, ya que la titularidad y el funcionamiento de la empresa recaen en una sola persona. El propietario controla íntegramente el negocio, además de tener flexibilidad total, pero también asume una responsabilidad personal ilimitada por las deudas y obligaciones corporativas.

Debes tener en cuenta estos aspectos importantes sobre las sociedades unipersonales:

  • Responsabilidad personal ilimitada
    Una sociedad unipersonal no crea una entidad jurídica independiente respecto al propietario, por lo que es este último quien responde a título personal por las deudas y obligaciones del negocio, donde se engloban todas las demandas, los daños y perjuicios y las reclamaciones legales que puedan surgir.

  • Fiscalidad
    El propietario declara los ingresos de la empresa en su propia declaración de la renta y, además, es responsable de pagar todos los impuestos adeudados asociados. También debe abonar los impuestos por trabajo autónomo en función de los ingresos netos de la empresa.

  • Control y flexibilidad
    El único propietario tiene el control total y competencias exclusivas para la toma de decisiones para todos los segmentos del negocio. De hecho, puede tomar decisiones rápidamente sin tener que consultar a socios ni a accionistas.

  • Capital y financiación
    Una sociedad unipersonal está constituida por una sola persona, lo que puede dificultar el acceso a financiación o la captación de inversores. Por tanto, el propietario suele depender de ahorros, préstamos o créditos personales para financiar las operaciones de la empresa.

  • Sin duración indefinida
    Una sociedad unipersonal puede extinguirse por el fallecimiento o la incapacidad del propietario, en cuyo caso, los activos y pasivos empresariales se transfieren a los herederos o titulares de derechos del propietario.

  • Registro de datos
    Los propietarios únicos son responsables de llevar un registro exhaustivo de todas las transacciones financieras y de tener cuentas bancarias independientes para la empresa, lo que ayuda a separar la situación económica empresarial y personal, y a simplificar las declaraciones fiscales. No obstante, pueden recurrir a profesionales financieros para que les ayuden con la gestión.

Las sociedades unipersonales pueden ser una opción ideal para las pequeñas empresas y los particulares que quieren crear una empresa sin tener que realizar los trámites que requieren otras estructuras corporativas.

Sociedad colectiva

Una sociedad colectiva es una estructura corporativa en la que dos o más personas comparten la titularidad de la empresa. Estos son algunos aspectos importantes que debes saber sobre las sociedades colectivas:

  • Tipos de sociedades colectivas
    Hay dos tipos de sociedades colectivas: sociedad colectiva y sociedad en comandita. En una sociedad colectiva, todos los socios tienen el mismo control y son responsables por las obligaciones jurídicas y financieras de la empresa. En cambio, una sociedad en comandita está formada por socios colectivos, que responden ilimitadamente, y socios comanditarios, cuya responsabilidad está limitada por la cuantía invertida en la empresa.

  • Beneficios y pérdidas compartidos
    En las sociedades colectivas, los beneficios y las pérdidas se comparten. Los beneficios se reparten entre los socios en virtud del contrato societario, pero las pérdidas se comparten entre ellos en proporción a su porcentaje de participación.

  • Responsabilidad civil
    Las sociedades colectivas no crean una entidad jurídica independiente respecto a los socios, por lo que cada socio responde a título personal por las deudas y obligaciones de la empresa. En este sentido, cada socio puede estar obligado a usar sus bienes personales para saldar las deudas de la empresa.

  • Contrato societario
    Es importante elaborar un contrato societario en el que se estipulen las condiciones de la sociedad colectiva, entre otras, la función y las responsabilidades de cada socio, el reparto de beneficios, el proceso de toma de decisiones y la forma de resolver las disputas.

  • Fiscalidad
    Las sociedades colectivas no pagan impuestos por los beneficios obtenidos, puesto que cada socio es responsable de declarar su participación en los beneficios de la sociedad en sus declaraciones de la renta y de pagar los impuestos asociados. Este tipo de sociedades también están obligadas a presentar una declaración de impuestos ante la agencia tributaria estadounidense (IRS) a efectos informativos.

  • Capital y financiación
    Las sociedades colectivas pueden ser una buena opción para las empresas que requieren más capital del que pueden aportar las sociedades unipersonales. Los socios pueden contribuir a la empresa con fondos, y la sociedad colectiva puede contraer deudas.

Sociedad de responsabilidad limitada (LLC)

Una LLC es una estructura corporativa híbrida que combina la protección de la responsabilidad de una sociedad con los beneficios fiscales de una sociedad colectiva. Las LLC son una opción muy demandada para las empresas porque ofrecen una protección de responsabilidad limitada, un régimen tributario de transferencia y un alto nivel de flexibilidad en diferentes ámbitos.

Estos son algunos aspectos importantes que debes saber sobre las LLC:

  • Responsabilidad limitada
    Una de las principales ventajas de una LLC es que ofrece protección de responsabilidad limitada a sus propietarios, conocidos también como miembros. Esto significa que normalmente no tienen que responder a título individual por las deudas y obligaciones de la empresa. Pero hay excepciones; por ejemplo, cuando los miembros avalan los préstamos con bienes personales o cuando actúan de forma ilícita o inmoral.

  • Régimen tributario de transferencia
    Las LLC tributan de forma parecida a las sociedades colectivas. De hecho, no pagan impuestos federales sobre la renta, sino que los beneficios y las pérdidas de la empresa se transfieren a sus miembros, quienes los declaran proporcionalmente en sus propias declaraciones de la renta. Esto ayuda a evitar una doble imposición.

  • Gestión y control
    Las LLC ofrecen muchísima flexibilidad en términos de gestión y control. Los miembros pueden gestionar el negocio por su cuenta o designar a un gestor para que supervise las operaciones. Asimismo, las LLC pueden estar formadas por uno o varios miembros, es decir, que la propiedad puede recaer en una o varias personas.

  • Acuerdo de explotación
    Una LLC debe tener un acuerdo de explotación en el que se detallen la gestión interna, la titularidad y el proceso de toma de decisiones de la empresa. Este documento puede prevenir disputas y malentendidos entre los miembros y se puede personalizar para satisfacer necesidades empresariales específicas.

  • Capital y financiación
    Las LLC pueden emitir derechos de participación para conseguir capital y contraer deudas como una empresa. También pueden emitir diferentes tipos de derechos de participación para establecer varios niveles de control o derechos económicos.

  • Sin duración indefinida
    Las LLC pueden subsistir al abandono o el fallecimiento de cualquier miembro. Por tanto, la LLC puede ofrecer continuidad y estabilidad a la empresa más allá del alcance de la participación de sus fundadores.

Sociedad de tipo C (C corp)

Una sociedad de tipo C, o «C corp», es una entidad jurídica independiente de sus propietarios, que ofrece protección de responsabilidad limitada a sus accionistas. Es el tipo de empresa más común y tiene la obligación de tributar por sus beneficios. Se trata de una estructura idónea para empresas más grandes con varios accionistas, ya que tiene un potencial de crecimiento ilimitado y acceso a capital.

Estos son algunos aspectos importantes que debes saber sobre las sociedades de tipo C:

  • Protección de responsabilidad limitada
    Las sociedades de tipo C ofrecen protección de responsabilidad limitada a sus accionistas, y los activos personales de los accionistas no suelen correr riesgos por las deudas y obligaciones de la empresa.

  • Doble imposición
    Las sociedades de tipo C tributan a nivel corporativo, pero sus accionistas también pagan impuestos por los dividendos o los repartos de los que participan. Esto puede generar una doble imposición, lo que puede plantear una desventaja para algunas empresas.

  • Gestión y control
    La gestión de las sociedades de tipo C recae en un consejo de administración, cuyos integrantes eligen los accionistas. Su función es tomar decisiones importantes sobre la estrategia y dirección de la empresa.

  • Acciones y titularidad
    Las sociedades de tipo C pueden emitir diferentes tipos de acciones, que pueden ofrecer varios niveles de control o derechos económicos a los accionistas. Además, las sociedades de tipo C pueden tener un número ilimitado de accionistas.

  • Capital y financiación
    Las sociedades de tipo C pueden emitir acciones para conseguir capital y contraer deudas como cualquier otra sociedad. Las sociedades de tipo C también pueden cotizar en bolsa con una oferta pública inicial, para poder acceder a sumas importantes de capital.

  • Sin duración indefinida
    Las sociedades de tipo C pueden subsistir al abandono o el fallecimiento de cualquier accionista.

Las sociedades de tipo C son convenientes para las empresas que quieren ofrecer protección de responsabilidad limitada a sus accionistas y acceder a sumas importantes de capital. Sin embargo, la doble imposición puede suponer un problema para algunas empresas, y las estrictas disposiciones normativas y a efectos de declaraciones pueden plantear dificultades a algunas empresas más pequeñas.

Sociedad de tipo S (S corp)

Una sociedad de tipo S, o «S corp», es similar a una C corp, salvo que está pensada para pequeñas empresas con un número limitado de accionistas. Evita la doble imposición, ya que los beneficios y las pérdidas de la sociedad se gravan en las declaraciones de la renta de cada accionista. Las sociedades de tipo S pueden ser una opción ideal para las pequeñas empresas que quieren evitar la doble imposición y ofrecer protección de responsabilidad limitada a sus accionistas, aunque los estrictos requisitos para los accionistas y las limitaciones sobre la emisión de acciones son inconvenientes para algunas empresas.

Estos son algunos aspectos importantes que debes saber sobre las sociedades de tipo S:

  • Régimen tributario de transferencia
    Las sociedades de tipo C no tributan a nivel corporativo. De hecho, para evitar la doble imposición, los beneficios y las pérdidas se transfieren a los accionistas, que realizan las declaraciones oportunas en sus propias declaraciones de la renta.

  • Requisitos para los accionistas
    En las sociedades de tipo S, los accionistas están sujetos a estrictos requisitos, entre otros, las limitaciones en cuanto al número y al tipo de accionistas. Las S corp no pueden tener más de 100 accionistas, y todos deben ser particulares, algunos fideicomisos o sucesiones. Además, los accionistas deben ser ciudadanos o residentes de EE. UU.

  • Protección de responsabilidad limitada
    Las sociedades de tipo S, al igual que las de tipo C, ofrecen protección de responsabilidad limitada a sus accionistas, por lo que estos no responden con sus bienes personales por las deudas y obligaciones de la empresa.

  • Gestión y control
    La gestión de las sociedades de tipo S, como en las de tipo C, recae en un consejo de administración, cuyos integrantes eligen los accionistas. Su función es tomar todas las decisiones importantes sobre la estrategia y dirección de la empresa.

  • Régimen fiscal
    Para constituir una S corp, la sociedad debe presentar el formulario 2553 ante la agencia tributaria estadounidense (IRS) y cumplir todos los requisitos. La sociedad puede cancelar su régimen fiscal, o la IRS puede revocarlo, en caso de incumplimiento de los requisitos.

  • Capital y financiación
    Las sociedades de tipo S pueden emitir acciones para conseguir capital y contraer deudas como cualquier otra sociedad. No obstante, hay limitaciones en cuanto a los tipos de acciones que se pueden emitir, lo que puede repercutir en la capacidad para conseguir capital.

Entidad sin ánimo de lucro

Una entidad sin ánimo de lucro es un tipo especial de estructura corporativa cuya constitución sirve a fines benéficos, educativos o religiosos. Está exenta de los impuestos estatales y federales sobre la renta y permite a la organización desgravar las donaciones.

Estos son algunos aspectos importantes que debes saber sobre las entidades sin ánimo de lucro:

  • Exención fiscal
    Las entidades sin ánimo de lucro están exentas de los impuestos federales sobre la renta y también pueden estarlo de los estatales y locales. Además, por norma general, los donantes pueden desgravar las donaciones realizadas a estas entidades.

  • Fines benéficos
    Las entidades sin ánimo de lucro deben constituirse con fines benéficos, educativos o religiosos. Deben operar por el bien público y sus actividades no pueden beneficiar principalmente a particulares ni accionistas.

  • Gestión
    La gestión de las entidades sin ánimo de lucro recae en un consejo de administración, que se ocupa de supervisar las actividades de la organización y garantizar un funcionamiento acorde a su misión y sus objetivos.

  • Recaudación de fondos
    Las entidades sin ánimo de lucro recurren a la recaudación de fondos para financiar sus actividades y operaciones. Esto puede englobar donaciones de particulares, empresas y fundaciones, así como subvenciones y eventos de recaudación de fondos.

  • Informes financieros
    Las entidades sin ánimo de lucro deben presentar informes anuales sobre su situación financiera ante la IRS, que serán de acceso público. Además, deben llevar registros financieros exhaustivos e informar con transparencia sobre sus actividades y el uso de los fondos.

  • Sin duración indefinida
    Las entidades sin ánimo de lucro pueden subsistir al abandono o el fallecimiento de cualquier miembro.

En general, este tipo de entidades son una buena opción para las organizaciones que quieren servir a fines benéficos, educativos o religiosos y ofrecer exención fiscal a sus donantes. No obstante, estas entidades deben atenerse a estrictos requisitos en materia de gestión, recaudación de fondos y elaboración de informes financieros.

Habida cuenta de que existen parámetros específicos para obtener la condición de entidad sin fines de lucro, es importante consultar a profesionales jurídicos y financieros si este tipo de estructura corporativa es conveniente para tu organización.

Cómo puede ayudarte Stripe

Stripe Atlas te lo pone fácil para constituir y configurar tu empresa, de forma que lo tengas todo listo para aceptar pagos de tus clientes, contratar a tu equipo y recaudar fondos cuanto antes.

Rellena el formulario de Stripe Atlas con los datos de tu empresa. No te llevará ni 10 minutos. Acto seguido, constituiremos tu empresa en Delaware, te conseguiremos el ID fiscal (EIN) ante la agencia tributaria estadounidense (IRS), te ayudaremos a comprar en un clic tus acciones en la nueva empresa y presentaremos automáticamente el formulario de elección fiscal conforme a lo establecido en la sección 83(b). Atlas ofrece varias plantillas jurídicas para contratos y contrataciones, y también puede ayudarte a abrir una cuenta bancaria y empezar a aceptar pagos antes incluso de que la IRS te asigne un ID fiscal.

Quien haya fundado una empresa con Atlas también podrá acceder a descuentos exclusivos de los principales socios de software, al onboarding en un clic con determinados socios y a créditos gratis de Stripe para el procesamiento de pagos. Constituye tu empresa hoy mismo.

Solicitud de acceso a Atlas

Rellenar los datos de tu nueva empresa te llevará menos de 10 minutos. Elegirás la estructura de tu empresa (sociedad de tipo C, sociedad de responsabilidad limitada o filial) y el nombre de tu empresa. Nuestro comprobador instantáneo de nombres de empresa te indicará si el nombre está disponible antes de enviar la solicitud de acceso. Puedes añadir hasta cuatro cofundadores más, decidir cómo repartir el capital social entre ellos y, si lo deseas, reservar un fondo de acciones para tus compañeros de equipo en el futuro. Nombrarás a la directiva, añadirás una dirección y un número de teléfono (las personas fundadoras pueden optar a una dirección virtual gratuita durante un año si la necesitas), y revisarás y firmarás los documentos legales en un clic.

Constitución de la empresa en Delaware

Atlas revisará tu solicitud de acceso y presentará tus documentos de constitución en Delaware en un plazo de un día hábil. Todas las solicitudes de acceso a Atlas incluyen un servicio de tramitación urgente en 24 horas ante el estado, sin ninguna comisión extra. Atlas te cobrará 500 $ por la constitución y el primer año de los servicios de agente registrado (un requisito de cumplimiento de la normativa estatal) y 100 $ por cada año posterior para mantener el agente registrado.

Obtención del ID fiscal (EIN) ante el IRS

Una vez terminada la constitución de la empresa en Delaware, Atlas solicitará el ID fiscal de tu empresa ante el IRS. Podrán optar a la tramitación urgente las personas fundadoras que proporcionen un número de seguridad social, una dirección y un teléfono de EE. UU. En el resto de los casos, se aplicará una tramitación estándar. En el caso de los pedidos estándar, Atlas llama a la IRS para obtener el EIN en tu nombre y utiliza datos en tiempo real de la IRS para determinar la fecha en la que probablemente estará disponible tu presentación. Puedes encontrar más información sobre cómo obtiene Atlas tu EIN y consultar los plazos actuales de recepción de ID fiscales.

Compra de tus acciones en la empresa

En cuanto Atlas constituya la empresa, emitiremos de forma automática las acciones a las personas fundadoras y te ayudaremos a comprarlas para que poseas formalmente tu participación en la empresa. Atlas permite a las personas fundadoras comprar en un clic sus acciones con propiedad intelectual, así como reflejar esta compra en los documentos de la empresa, de forma que no tengas que enviar dinero en efectivo ni hacer un seguimiento de él, ni tampoco revisar los pagos.

Presentación del formulario de elección fiscal conforme a lo establecido en la sección 83(b)

Entre las personas que fundan startups, es habitual optar por presentar un formulario de elección fiscal conforme a lo establecido en la sección 83(b) para tratar de ahorrar en el futuro con los impuestos personales. Atlas puede presentar y enviar por correo postal dicho formulario en un clic, tanto en nombre de las personas fundadoras de EE. UU. como de las de otros países, de forma que no haya que hacer ninguna visita a la oficina de correos. Lo presentaremos mediante correo certificado de USPS y recibirás en el Dashboard una copia del formulario firmado junto con un justificante de presentación.

Ventajas y descuentos para socios

Atlas colabora con una selección de herramientas externas que ofrecen acceso o precios especiales a quien haya fundado alguna empresa con Atlas. Ofrecemos descuentos en herramientas de ingeniería, fiscales y financieras, de cumplimiento de la normativa y de operaciones, incluidas OpenAI y Amazon Web Services. Atlas también colabora con Mercury, Carta y AngelList para ofrecer un onboarding automático más rápido con la información de la empresa en Atlas, de forma que puedas tenerlo todo listo para realizar operaciones bancarias y recaudar fondos con una rapidez aún mayor. Quien haya fundado alguna empresa con Atlas también puede acceder a descuentos en otros productos de Stripe, lo que incluye hasta un año de créditos gratis para el procesamiento de pagos.

Lee nuestras guías de Atlas para personas fundadoras de startups u obtén más información sobre Atlas y cómo puede ayudarte a configurar tu nueva empresa de forma rápida y sencilla. Constituye tu empresa hoy mismo.

The content in this article is for general information and education purposes only and should not be construed as legal or tax advice. Stripe does not warrant or guarantee the accurateness, completeness, adequacy, or currency of the information in the article. You should seek the advice of a competent attorney or accountant licensed to practice in your jurisdiction for advice on your particular situation.

¿Todo listo para empezar?

Crea una cuenta y empieza a aceptar pagos: no tendrás que firmar ningún contrato ni proporcionar datos bancarios. Si lo prefieres, puedes ponerte en contacto con nosotros y diseñaremos un paquete personalizado para tu empresa.